CONCILIACIÓN DE LA VIDA FAMILIAR Y LA LABORAL (CORRESPONSABILIDAD)

¿Sabías que en muy pocas empresas se otorga la licencia de paternidad o se festeja el Día del Padre?

La corresponsabilidad puede ayudar a que eso cambie. A pesar de los cambios en el papel de la mujer en la sociedad, en el hogar sigue prevaleciendo la tradicional división sexual del trabajo, que recarga en éstas la realización de las tareas domésticas e incrementa los conflictos y tensiones en la distribución inequitativa de las responsabilidades y deberes domésticos.

Esto hace que en el ámbito laboral, sea la mujer quien tiene mayores desventajas al ser ella quien la mayoría de las veces pide más permisos ya sea para cuidar a un familiar enfermo, acudir a la escuela a atender cuestiones académicas de sus hijas e hijos, así como para hacer trámites y pagos de su hogar. Esta situación se le conoce como “la doble jornada femenina” que ha enfrentado a millones de mujeres mexicanas a la necesidad de conciliar su trabajo y fuera del hogar.

La corresponsabilidad es el reparto equitativo de las responsabilidades domésticas entre los hombres y las mujeres miembros de un hogar. Es una demanda histórica de las mujeres que tiene por objeto flexibilizar los roles y el uso del tiempo para lograr una distribución más justa de las actividades vinculadas al cuidado de las y los hijos, otros familiares dependientes, mantenimiento del hogar y otras actividades domésticas.

Llegar a acuerdos equitativos para el cuidado de hijas, hijos y familiares dependientes (adultos mayores, personas con discapacidad, etc.) y el mantenimiento y cuidado del hogar, entre las y los miembros de una familia, logra la equidad y por lo tanto propicia el óptimo desarrollo de cada uno de los integrantes, esto conlleva a que las instituciones propicien dicha conciliación tanto para las mujeres como para los hombres, creando estrategias que les beneficien y que impulsen la productividad, como las licencias de paternidad, derecho a guarderías como prestación para los padres de familia (y no solo a las madres), permisos para acudir a citas escolares o médicas de hijas e hijos o familiares dependientes de manera indistinta, entre muchos otros.

Este curso teórico – práctico tiene el objetivo de sensibilizar sobre la importancia de la corresponsabilidad en los hogares así como la implementación de líneas de acción que fomenten la armonización de la vida personal, familiar y laboral y la corresponsabilidad en los espacios laborales con perspectiva de género. Dirigido a instituciones públicas y privadas, así como a las Organizaciones de la Sociedad Civil.

Duración del curso: 4 hrs.

Temario general:

1. Marco conceptual
2. Marco normativo
3. Estereotipos tradicionales de género y sus limitantes
4. Alternativas para la armonización entre la vida personal, familiar y laboral